Centroamérica en bici. México, Belice y Guatemala en bicicleta.

Día 2 de viaje: Han activado mi “modo batalla” y… “contigo empezó todo”

Anecdotario melancólico: Nunca puedo evitarlo, piel de gallina, el avión esta a punto de tomar tierra, sobrevuela la península del Yucatán, veo, intuyo, imagino desde el aire el camino por el que empezaré a pedalear y me emociono, me sube la adrenalina, resoplo, quiero vivirlo, y quiero “sufrir” lo antes posible.

Año 1999, justo aquí, en México empezó todo, fue mi primer viaje, ha llovido bastante 17 años después.

Anecdotario negativo: Un dos, un dos, probando, sí, parece que funciona. Ya empezamos!!! Nada más aterrizar ya tengo que activar el modo agresivo viajero. Como siempre me la intentan colar con la bici, pues nada, para morro vosotros, mala leche la mía. Qué tengo que pagar doble por meter la bici en el bus??? Si hombre, por qué??? pero si es lo mismo, la hoja donde ponga eso, sino me han dicho nada antes, que no pienso pagar más!!! (a grito pelado con cientos de turistas alrededor). Llamada por walkie a la jefa… “parece que esta alterado, qué hago?” “deja deja, que no pague extra”. Miro para otro lado, guiño el ojo a una pareja que miraba atenta y sonrío por dentro, puro teatro.

13323995_10153469905651805_1313348384_o

INFORMACIÓN PRÁCTICA:

 Bus del aeropuerto de Cancún a Playa del carmen: 162 pesos (8-9 euros), 1 hora de trayecto que te deja en la estación de buses justo en el centro de Playa del Carmen. (quieren cobrar más por la bici, la mitad de otro billete, pelear duro y se puede conseguir gratis como fue mi caso).

 Dónde dormir en Playa del Carmen: Hostal Buena Vibra, normalito, pero es de lo más cercanos a la estación de buses y relativamente económico. 400 pesos la noche (unos 20 euros) con desayuno incluido (un bikini y un café).

– Quinta avenida: es la calle principal que va paralela al mar y tiene de todo, interminable, con mucha gente, y mucha opción de todo tipo para todo. Paralela en segunda linea de mar se encuentra  la 10, parecida a la quinta pero más tranquila.

– Consejo: mejor comprar botella de 5 litros de agua y rellenar una pequeña. Botella de 1.5 litros 14-17 pesos, botella de 5 litros 27 pesos, echar cuentas.

————————————————————————————————————————————————–

Día 3 de viaje: ¿Cómo funciona esto de llevarte la bici?

Me preguntan muchas veces como hago con la bici cuando llego a destino. Aquí va la cronología de mi llegada a México.

1- No tener nada concretado, ni hotel, ni transporte.
2- Aterrizar y recoger la bici, siempre salen por otra cinta.
3- Cargarla en el carrito y empieza el show.
4- Averiguar que transportes hay para la ciudad.
5- Intentar concretar un hotel cerca de donde para el transporte.
6- Sacar dinero para pagar primeros gastos.
7- Al no conseguir hotel, subir al bus y ya veremos…
8- Te bajas en la estación y “apalancas” la bici a un lado.
9- Intentas de nuevo conseguir un hotel cerca.
10- Te indican como llegar, coger la caja de 40 kilos y caminar.
11- Parar cada 10 metros para descansar.
12- Tras 10 minutos para recorrer 300 metros llegar a un hotel.
13- Preguntar y regatear, cara de pena y agotamiento (verdad).
14- La habitación esta en una tercera planta, escalera caracol.
15- Pedir ayuda a alguien para subirla y llevarla a la habitación.
16- Caer rendido y mañana ya la montaré.

Es la peor parte de estos viajes, la complicada logística con una bici desmontada en una caja de cartón.

DSC_1182

————————————————————————————————————————————————–

Día 4 de viaje: Kilómetro cero, punto de partida.

De Playa del Carmen a Tulum

Kilómetros: 78.85
Tiempo: 4:20:53 horas

Después de pedalear por Oceanía, Asia, África y Europa, ahora es momento de hacer kilómetros por el continente americano…

P.D. Sabéis de sobras que soy muy cateto con las tecnologías, así que subir el volumen, que algo hice mal y se escucha como tímido y que no hablo fuerte (será ese mi problema, seguro)

INFORMACIÓN PRÁCTICA:

– Dónde dormir en Tulum: me aconsejaron todos dormir en Tulum playas y no en el pueblo de Tulum que esta 5-6 kilómetros en el interior. Es una zona muy cara, yo encontré un hotel sin nombre y por terminar junto a la playa por 640 pesos la noche. El hotel es el pequeño-filial del Amansala, preguntar por él, delante del restaurante Mateo’s, que es el de moda.

Comer en Mateo’s es algo caro pero no hay más opciones en Tulum Playas. En el pueblo de Tulum hay muchas opciones y más baratas.

– Carretera desde Playa del Carmen a Tulum: muy suave y buena, es todo recto y pese a ser como una autovía tiene un arcén de un par de metros que lo hace muy seguro para el ciclista.

– Dónde comer en la ruta: se puede parar en Akumal y poco más, no hay prácticamente nada entre los dos pueblos.

————————————————————————————————————————————————–

Día 5 de viaje, MÉXICO: “No puedes pasar por tenerla muy grande”

Tulum, día de descanso

Los seres humanos somos muy tontos, rozando lo estúpido. En la entrada a las ruinas de Tulum: “¿eres fotógrafo?” sí, “pues no puedes pasar, tu cámara es muy grande”, ¿perdón?, “ves a atención al cliente y te explicarán todo”. “Señor, le informo que si quiere entrar a ver las ruinas tiene que dejar el trípode y la cámara fuera, no dejamos entrar cámaras grandes”

Dudo que los mayas tuvieran visión de empresarios para que cientos de años después alguien lo explotara. Se lo quedan, dicen que es suyo, sacan beneficio, pero ¡¡¡cuidado!!! no hagas fotos que se rayan las piedras, alucinante.

Ya había estado en estas ruinas y como paré a dormir en el pueblo, me hacía gracia echar un vistazo otra vez, pero cuando me vienen con esas tonterías con lo que a mi me cuesta pagar para ver piedras, ahí se quedan, hoja de reclamaciones, denuncia puesta y que os den. Y encima tuve que pelearme para que me devolvieran el dinero “¡¡¡pero sino me habéis dejado entrar!!!”

P.D. Para que no se diga, pongo una foto de Tulum (no es mía, la tengo muy grande, es de otro que la tenía más pequeña).

tulum

————————————————————————————————————————————————–

Día 6 de viaje, MÉXICO: “La felicidad del cicloviajero”

De Tulum a Felipe Carrillo Puerto

Kilómetros;: 108,78
Tiempo: 6:01:55 horas

(Información práctica abajo)

Suena el despertador, 5 de la mañana, tengo ganas, no me cuesta, es una energía difícil de entender, amanece y puedo salir, el sol asoma tímidamente y me emociona, soy feliz, paro a comer en cualquier restaurante de carretera, charlo con la gente, mucho, saludo a otros como un monarca y me sonríen, muchas horas en silencio, solo el ruido de la cadena, del pedaleo, algunos pájaros, el viento, diversos coches, me aíslo de ellos, pura meditación, rectas que me abruman y me empequeñecen, 7 litros de agua, mucho calor, horrible, no baja de los 30, llega medio día y no hay sombras, el agua esta hirviendo, el sol no perdona, me ve cansado y más me castiga, siento el picor de la piel quemada, cada vez cuesta más mantener el ritmo, pasan los kilómetros y soy feliz, 8 horas después llego a destino, busco hotel, elijo por sensaciones, ducha… oohhh la ducha, que placer, que regalo, 2 minutos más tarde ya estoy pensando en mañana, en esas 5 a.m. para saltar de la cama. Soy feliz… ¿por qué? no lo sé, podéis probarlo.

13308673_798885590245171_450139042263747057_o

INFORMACIÓN PRÁCTICA:

– Dónde dormir en Felipe Carrillo Puerto: Me quedé en el Hotel Esquibel “La Casona” por 350 pesos (tras mucho regatear) 17 euros al cambio. Carrillo es un pueblo tranquilo y todo esta en el centro.

– Carretera desde Tulum a Felipe Carrillo Puerto:  Toda la carretera recta, rectísima, se pueden coger tiradas a 20-25 kilómetros por hora fácil. El calor inaguantable empieza sobre las 10 de la mañana. En los últimos kilómetros no hay señales de cuanto queda.

– Dónde comer en la ruta: En Muyil (a 22 kilómetros de Tulum) hay para comer y ver ruinas, después no hay nada hasta pasado Chumpon, que hay un restaurante de carretera que esta bastante bien.

————————————————————————————————————————————————–

Día 7 y 8 de viaje, MÉXICO: “Oye va que si, lo admito, soy raro de cojones”

De Felipe Carrillo Puerto a Bacalar

Kilómetros: 52,21
Tiempo: 3:32:13  horas

(Información práctica abajo)

Lo normal es pasarse el año trabajando pensando en las vacaciones, y a poder ser en un lugar de ensueño. Es muy normal ir a playas paradisíacas, aguas turquesas, Caribe, wow, increíbles. Y lo normal es desear meterte en ese agua ¿no? bueno, no para todos, conocí a uno que no se metió.¿Cómo puede ser? ¿cómo puede alguien dormir 4 noches en hoteles a 20 metros del mar Caribe y ni poner un pie dentro? aunque sea para hacerse una foto y decir “mirad cabrones (se usa mucho aquí y estoy integrado ya) yo estoy en el paraíso y vosotros no”. Pues sí, yo no sé que me pasa, pero ni caso, ni fu ni fa, pasotismo total, 3 duchitas al día para sofocar el calor y fuera. Lo dicho, raro de cojones.

Cerquita de la frontera, soltando piernas, achicharrándome en las interminables rectas del Yucatan. Dejo una selección de fotos de estos días (tampoco saqué fotos de las playas, raro raro)

13320526_800301233436940_6954003931818287335_o

13320641_800301316770265_1860814954339054471_o

13323640_800301223436941_5896115171033958397_o

13323710_800301120103618_6885236798292500123_o

13350298_800301263436937_6604127765192960607_o

13391600_800301323436931_3893095499849621919_o

13392093_800301066770290_1849170336970404609_o

13411888_800301103436953_7456953198361982934_o

 INFORMACIÓN PRÁCTICA:

– Dónde dormir en Bacaral: Hotel Caribe, 300 pesos (15 euros). Correcto, cama gran, tele por cable, wifi.

– Carretera desde Felipe Carrillo Puerto a Bacaral:  La vida sigue igual, carretera completamente recta y llana. No hay cajeros ni lugar para dormir en toda la ruta.

– Dónde comer en la ruta: Paradas para comer: Andres Quintana Roo, Limones, Pedro Santos.

– Consejos en Bacalar:

* Comer en el restaurante que hay en la calle paralela al lago, tirar dirección Belice o Cenote Azul, tiene escaleras a los dos lados, es como una casa.

* Para entrar a la laguna, ir al balneario público, ahí es gratis y donde mejor se puede ver.

* Bacalar esta muerto, hay muy poco movimiento.

————————————————————————————————————————————————–

Día 9 de viaje, BELICE: “¿Belice, Jamaica o China?”

Ruta: MÉXICO-BELICE…
Kilómetros acumulados: 297

De Bacalar (México) a Corozal (Belice)

Kilómetros: 57,18
Tiempo: 4:00:36 horas

(Información práctica abajo)

Llevaba 3 kilómetros por Belice y me cruzo con un tipo en bici:
– ¿Dónde vas?
– A la montaña, jajajaja, a plantar marihuana, nnnnggjajajaja, en mi bici rosa, jajaja…
– ¿Tienes la bici bien? ja, jajaja (me pregunta)
– Sí, no hay problema, todo controlado como tú
– A ok, ja… nngggjajajaja… pues voy a buscar donde plantar, bye.

Joderrrrr… empezamos bien, esto tiene un rollito Bob Marley que no veas. A ver si me aclaro, los beliceños son una mezcla de negros y mestizos, todos los comercios son chinos y los autóctonos trabajan para ellos y también es lugar de retiro para muchos gringos… menuda combinación, me tiene loco…

Vídeo del paso fronterizo entre México y Belice

INFORMACIÓN PRÁCTICA:

– Dónde dormir en Corozal: Hotel Aldi’s Guest House, 45 belicianos (unos 20 euros), era lo más barato con diferencia de la ciudad, esta en una calle de tierra a la entrada del pueblo pero no muy lejos del centro.

– Carretera desde Bacalar a Corozal:  Recto y con un ancho arcen en México y cambio radical al entrar en Belice. Más curvas, no hay arcen y los camiones y coches te pasan muy cerca, se acaba la seguridad y tranquilidad, también mucho camión con caña de ázucar. Esta lleno de comercios chinos para comprar comida.

– Consejos para cruzar la frontera México-Belice: Es fácil cruzar la frontera, esta a 30 kilómetros desde Bacalar en México. Hay que ir por donde dice Lopéz, es el desvio correcto. Se puede cambiar dinero al cruzar.

————————————————————————————————————————————————–

Día 10 de viaje, BELICE: “Este país me tiene desconcertado”

Ruta: MÉXICO, BELICE…
Kilómetros acumulados: 349

De Corozal a Orange Walk

Kilómetros: 51,67
Tiempo: 3:18:29 horas

(información práctica abajo)

RETRATOS DE BELICE

Por momentos parece que estoy en Jamaica, Marley esta presente en muchos rincones, sus porros, su música, la infinidad de largas rastas. Por momentos parece que estoy en el barrio de Harlem, sus coches con cristales tintados y música destroza altavoces, su american style, sus vestimentas. No voy a decir que me parece estar en China pero no hay un super en el país que no este llevado por ellos. Cuanto más bajo al sur, más latinos en busca de oportunidades. Gringos pasando su jubilación. Todos hablan un inglés con expresiones muy americanas y un español con claro deje yanky. No sabía a lo que venía, ni idea, pero esta mezcla que tiene Belice no puede dejarte indiferente, muy chocante.

13346184_801262673340796_7272801279016904051_o

13392070_801262790007451_2377988612147325937_o

13323698_801262513340812_3857954615167048946_o

13404027_801262663340797_6954595527892679366_o

13411851_801262503340813_3695293321957956539_o

13418485_801262526674144_3549254109370281434_o

13418535_801262756674121_2603013506369863629_o

13418608_801262703340793_3910278342199735745_o

INFORMACIÓN PRÁCTICA:

– Dónde dormir en Orange Walk: Hotel Jany’s (junto al río) 25 belicianos. Habitación simple, sin baño privado, pero buena atención y muy tranquilo alejado del movido centro, preguntar en información (plaza central) para encontrarlo. El siguiente pueblo para dormir es Carmelita, 15 kilómetros después.

– Carretera desde Corozal a Orange Walk:  Esta lleno de plantaciones de caña de azúcar, que significa estar todo el día entre camiones llenos y voluminosos que te adelantan a buena velocidad y no hay arcén para refugiarse. La carretera es rugosa y se hace lenta.

– Dónde comer en la ruta: aradas A primera hora todo esta cerrada y hasta Santa Clara no he encontrado nada.

– Consejos en Orange Walk:  Orange Walk no vale nad, pero es la única ciudad grande en esta zona y con todas las facilidades para ponerte al día de lo que necesites.

————————————————————————————————————————————————–

Día 11 de viaje, BELICE: “Piernas cansadas, mente fresca”

Ruta: MÉXICO, BELICE…
Kilómetros acumulados: 467

De Orange Walk a Belice Zoo

Kilómetros;: 117,56
Tiempo: 6:47:09 horas

(información práctica abajo)

Vídeo: Pedaleando por las solitarias y sofocantes rectas de Belice

INFORMACIÓN PRÁCTICA:

– Dónde dormir en Belice Zoo: Hotel del Zoo (cartel azul) TEC, 35 dólares americanos con cena y desayunos incluidos. No hay más opciones en muchos kilómetros y encima llovía. Pagas mucho, pero te dan un bungalow en medio de la selva que merece la pena probar. Después hay un hotel a 5 kms. pero es mucho más caro.

– Carretera desde Orange Walk a Belice Zoo:  El granulado de la carretera es horrible, desgastante para las piernas y las cubiertas. Coger el desvío de Burrell Boam.

– Dónde comer en la ruta: Para comer hay un lugar mítico para ciclistas, el Slim’s Grill a Biscayne, donde paran todos los ciclo turistas y el dueño se encarga de hacerte una foto y ponerla en un panel. En Hattieville hay más lugares para comer y el resto son comercios chinos que salen en medio de la nada y tienen 4 cosas para salir del paso.

————————————————————————————————————————————————–

Días 12 y 13 de viaje, BELICE: “Pues ya esta hecho Belice”

Ruta: MÉXICO, BELICE…
Kilómetros acumulados: 538

De Belice Zoo a San Ignacio

Kilómetros: 71,67
Tiempo: 4:38:55 horas

(información práctica abajo)

REPORTAJE TRABAJADORES DE LA CAÑA DE AZÚCAR

Pedaleando Belice me detuve un par de veces a charlar con los trabajadores de las plantaciones de caña de azúcar. Una de esas veces desayuné con ellos, charlar, risas, preguntas por ambos lados, momentos muy agradables.Todo va para Europa, es decir, casi seguro hemos tomado azúcar de Belice y ni idea de ello. Son la primera parte de la producción, la que menos cobra, trabajan de 5 a 5 cada día, en las fotos veréis que no es tarea fácil y os digo que hace un calor infernal. Por ese motivo siempre me gusta detenerme a charlar con esta gente, hay que darles todo el mérito que tienen y romper su rutina. Hacerles fotos, hablar de fútbol, un ratito de distracción en definitiva, que nos fue bien a todos.

13442571_802712283195835_4973906123505435107_o

13391548_802712166529180_6028450652880237098_o

13403182_802711826529214_3608464900193984498_o

13411807_802712183195845_1684006975266757125_o

13411852_802711873195876_3932785092753538973_o

13412185_802712329862497_6421881907941109685_o

13416931_802712336529163_6543831396009578373_o

13418628_802711896529207_1184872316049673417_o

13422181_802712359862494_1012767881491936434_o

INFORMACIÓN PRÁCTICA:

– Dónde dormir en San Ignacio: Hotel Martha’s, 40 belicianos (15 euros). Habitación grande, con baño, wifi, tele, cómoda.

– Carretera desde Belice Zoo a San Ignacio:  Por primera vez entra el sube y baja en Belice, y se hace duro aunque sean rampas cortas de 200-300 metros. Hasta Belmopan todo ok, recto, a partir de aquí todo es up and down rompe piernas, pero es la parte más bonita a hacer. Los conductores no frenan nunca, no tienen el concepto y pasan si o si aunque venga otro coche de cara, por lo que te echan de la carretera de forma habitual.

– Dónde comer en la ruta: No hay problemas en este tramo, continuos lugares para comer y comprar snacks.

– Consejos en San Ignacio:  C Aquí los taxistas son un poco pesados al igual que algunos chicos que visten american style que te ofrecen droga o algún rollo, pasar de todos ellos. Cerca hay varias comunidades de menonitas que se pueden visitar.

————————————————————————————————————————————————–

Día 14 de viaje, GUATEMALA: “Muy difícil explicar, pura magia”

Ruta: MÉXICO, BELICE, GUATEMALA…
Kilómetros acumulados: 638

De San Ignacio (Belice) a El Remate (Guatemala)

Kilómetros: 92,84
Tiempo: 6:12:24 horas

(información práctica abajo)

Vídeo: Niña coge mi cámara y me graba haciendo fotos en una escuela

Es ponerme a escribir y me emociono, no sé que poner, no sé como explicar lo vivido este primer día en Guatemala. Me voy a la cama y se me pone la piel de gallina recordando todo, tantas situaciones humanas, con un pedaleo sublime, en medio de la selva, solo, que todo junto me hizo parar varias veces y resoplar con gesto de incredulidad, no podía contener tantas emociones, hacia tiempo que no sentía tanto en un día. Viajar en bici tiene cosas duras pero te da días como este que nunca sabrás como explicar. Que el primer contacto sea a los 20 kilómetros en una escuela de una pequeña aldea llamada La Pólvora y verte rodeado de niños, hacer fotos, reír, hablar con los profes, es toda una primera lección. La sensación en el pedaleo era de frenar, no quería llegar, quería seguir en ruta para saborear estas primeras horas en Guatemala…

INFORMACIÓN PRÁCTICA:

– Paso de la frontera Belice-Guatemala: El proceso es fácil pero cuesta dinero, antes de salir de Belice tienes que pagar 37.50 belicianos (15-18 euros) para decirles adiós, una vez cabreado el papeleo es fácil. Recibirás el acoso habitual de los cambiadores de moneda, es recomendable cambiar en la frontera que no el primer pueblo o sacar del banco, no queda otra.

– Dónde dormir en El Remate: Hotel Mon Ami, 125 quetzales (unos 15 euros). Un hotelito con habitaciónes estilo cabaño junto al lago, a un kilómetro del centro del pueblo. Perfecto para desconectar, darte baños en el lago y no hacer nada más.

– Carretera desde San Ignacio (Belice) hasta El Remate (Guatemala):  El camino es brutal, otro mundo al cruzar la frontera, sin duda la mejor jornada. Carretera sube y baja, sin mucho tráfico y la gente que te encuentras espectacular. Eso si, muchísima humedad, estás empapado sin moverte.

– Dónde comer en la ruta: Hay muchos lugares para comprar cosas en los pasos por aldeas y es muy agradecido parar y charlar con la gente del lugar.

– Consejos en El Remate:  No hacer nada, descansar, desconectar, es un paraíso en medio de la selva. Desde El Remate se puede ir en bus a visitar Flores o las ruinas de Tikal.

– Visitar las ruinas de Tikal: Hay una excursión típica que es ver el amanecer desde la torre más alta (150 quetzales extras más los 250 de la entrada estandard). La puedes contratar desde el mismo hotel, ellos te lo gestionan todo. Te recogen antes de las 4 de la madrugada por el hotel. En media horita estás en la entrada. Explicación y a caminar un rato a oscuras con el guía hasta llegar a la torre principal, la 4, la subes y a esperar que salga el sol. Tikal se puede hacer en 2 horas por libre, esta bien señalizado para ir de una zona arqueológica a otra.

————————————————————————————————————————————————–

Día 15 de viaje, GUATEMALA: “Cerrado dos días por vacaciones”

Ruta: MÉXICO, BELICE, GUATEMALA…
Kilómetros acumulados: 638

Y tras 15 días de locura haré mi primer stop de dos días que ya no me queda gasolina. Me habían chivado de este lugar y… un paraíso. El vídeo es en plan ser cabroncete y mostrar lo bien que están estos lugares y yo mismo, pero es lo que toca hoy. Como siempre queda patente mi agilidad en muchos aspectos de la vida… en fín, a descansar.

————————————————————————————————————————————————–

Días 16 y 17 de viaje, GUATEMALA: ¿Qué pasa cuando un cicloturista desconecta?

Llevo dos días así, del lago a la habitación, de la habitación a pequeño paseo para estirar piernas y poco más. Es una reacción habitual, cuando estás en ruta la propia adrenalina te mantiene en pie, pero cuando dices de parar dos días y desconectas cuerpo y mente, olvídate, no sirves para nada, te sale todo el agotamiento y la sensación es de llevar varios días sin dormir.

Pues eso, que aquí estoy descansando, hasta de publicar cosas, en nada a la ruta otra vez…

13443282_804768266323570_3223750877076753402_o

————————————————————————————————————————————————–

Día 18 de viaje, GUATEMALA: “Cuando la adrenalina esta por las nubes”

Ruta: MÉXICO, BELICE, GUATEMALA…
Kilómetros acumulados: 701

De El Remate a El Chal

Kilómetros: 63,88
Tiempo: 4:00:42  horas

(información práctica abajo)

RETRATOS DE GUATEMALA

Resumen rápido; por un día coincides con turistas, de chachara hasta media noche, a las 3 en pie porque te pasan a buscar para visitar las ruinas mayas de Tikal, que tiene la gracia de llegar de noche, subir a la pirámide más alta y ver el amanecer, Tikal un blufff… seguimos, sube piedra baja piedra sube piedra baja piedra, hecho polvo, bostezo tras bostezo, a las 10 acaba la visita y vuelta al hotel, llego a las 11 y para no perder un día, litro de coca cola para despertarme, armarme de valor y pillar la bici para avanzar lo que pueda, a los 30 kilómetros ya tengo calambres de puro agotamiento por no dormir, tiro de orgullo y hago 60 kilómetros. Es el resumen rápido de las locuras que uno puede hacer cuando esta en plan aventura total, compitiendo, en faena y tengo claro que a la vuelta necesitaré unas vacaciones de mis vacaciones.

13442678_805147859618944_2916997913555142612_o

13416910_805147852952278_7213879237952803047_o

13418509_805148082952255_7868918075086535136_o

13433313_805147796285617_3451420495884978771_o

13474934_805148022952261_8622854976176503130_o

13483123_805147999618930_200034413370871650_o

13483208_805148019618928_6573118383452239017_o

INFORMACIÓN PRÁCTICA:

– Dónde dormir en El Chal: Hotel Discovery, 50 quetzales, habitación muy grande pero con baño fuera, en todo el pueblo solo había dos hotelitos, y este me dio más confianza.

– Carretera desde El Remate hasta El Chal:  La carretera es un continuo sube y baja y el tráfico muy tranquilito, así que jornada dura pero sin agobios.

– Dónde comer en la ruta: Hay muchos lugares para comprar cosas en los pasos por aldeas y es muy agradecido parar y charlar con la gente del lugar.

– Consejos en El Chal:  Me lo he pasado en grande, es el primer pueblo donde duermo que no tiene relación alguna con el turismo, y eso siempre es genial, factor sorpresa, nadie entiende que haces ahí, todo el mundo te mira, te preguntan, quieren saber, charlas con uno y con otro, mucha accesibilidad por parte de todos, cientos de fotos y anécdotas. El pueblo en sí, es un pueblo creado alrededor de la carretera principal, nada en concreto que ver, pero si muy recomendable callejear y conectar con la gente.

————————————————————————————————————————————————–

Días 19 y 20 de viaje, GUATEMALA: “La incertidumbre es parte del juego”

Ruta: MÉXICO, BELICE, GUATEMALA…
Kilómetros acumulados: 867

De El Chal a Modesto Mendez

Kilómetros: 128,52
Tiempo: 7:58:29  horas

De Modesto Mendez a Rio Dulce

Kilómetros: 43,48
Tiempo: 2:52:11  horas

Vídeo: Mini película de como va eso de buscar hotel en medio de no sabes donde.

Muchas veces me preguntáis como funciona lo de buscar donde dormir cada noche. Decidí grabar todo el proceso, esta editado deprisa y corriendo pero se puede intuir por donde van los tiros. Precisamente este día fue complicadillo, porque por momentos pensé que no llegaba a algún pueblo con hotelito…

INFORMACIÓN PRÁCTICA:

– Dónde dormir en Modesto Méndez: Hotel del pueblo, no tiene nombre, solo hay uno, así que no tiene pérdida. 150 quetzales, muy caro pero no te queda otra y se aprovechan de eso. Por lo menos tiene aire acondicionado que es muy necesario, baño y esta limpio. De Poptu hasta 20-30 kilómetros después hay donde dormir, tras esto ya no hay nada hasta Modesto Méndez.

– Carretera desde El Chal hasta Modesto Méndez:  Sigue el sube y baja pero esta vez más duro, hay una subida de casi 3 kilómetros que se vuelve con el calor en muy dura y eterna. 20 kilómetros antes de Los Angeles empieza un suave descenso, con alguna rampa pero casi todo en bajada o llano que se hace rápido.

– Dónde comer en la ruta: Hay muchos lugares para comprar cosas en los pasos por aldeas y es muy agradecido parar y charlar con la gente del lugar.

– Consejos en Modesto Méndez:  Modesto Mendez más que pueblo es una aldea y es genial, paseé hasta que se hizo de noche charlando con todo el mundo, fui invitado a pasar a varias casa, pude hacer muchas fotos, etc… nueva experiencia para recordar.

————————————————————————————————————————————————–

(El tramo de Rio Dulce al Lago Atitlán lo hice en autobús por falta de tiempo y para evitar cruzar la capital de Guatemala en bicicleta)

————————————————————————————————————————————————–

Días 21 y 22. Visita a San Pedro La Laguna en el Lago Atitlán

Me sigue sorprendiendo la dedicación y devoción a la religión que hay en muchos lugares del mundo. En Europa el tiempo dedicado a cosas religiosas prácticamente es nulo y esta desapareciendo, por ese motivo me impacta como es fuera. Estas fotos están tomadas en un solo día, a las 6 de la mañana en la iglesia y por la tarde en alguna ceremonia tradicional para ellos.

13528122_809251842541879_665708648734905523_o

13482902_809251702541893_245552448274021772_o

13482863_809251682541895_4079704044593415519_o

13495653_809251629208567_2989540366200885725_o

13497807_809251625875234_3770352933449379820_o

13558680_809251815875215_8102199209602753636_o

13558739_809251695875227_7190914406876139218_o

13558908_809251825875214_5463802932278602839_o

————————————————————————————————————————————————–

Día 23. Visita a Santiago de Atitlán

Cada vez quedan menos lugares donde vistan tradicionalmente y lo normal es que lo haga la gente mayor, pero en Santiago Atitlán no es el caso y me lo encontré por sorpresa. Llegué en barquita al pueblo y cuando empecé a caminar me pareció estar en un desfile de moda a la antigua. Los hombres con unos pantalones muy curiosos y caros (pueden costar una o dos mensualidades guatemaltecas) y ellas con una combinación de telas y colores muy peculiares. En mi visita terminé en el mercado, pura explosión de imágenes para un fotógrafo…

13502805_814165482050515_3449012807010407991_o

13568961_814165435383853_678598365117048707_o

13575797_814165422050521_1766979588144667165_o

13576830_814165282050535_308158275244136799_o

13576889_814165455383851_3900233600877012945_o

13603347_814165248717205_7047684674164951766_o

13613272_814165265383870_8153050942157454492_o

————————————————————————————————————————————————–

Días 24 y 25. Visita a San Marcos La Laguna en el Lago Atitlán

Me decían que era uno de los lugares más bonitos de Centroamérica y para muchos de todo América, por ese motivo lo marqué como lugar para descansar piernas a la mitad de mi viaje. A 50 metros de mi hotel en San Marcos La Laguna se encontraba el embarcadero del pueblo, aquí lo normal es moverse por el lago Atitlán en barco-taxi. Me levanté pronto y casi por casualidad bajé a cotillear para estirar las piernas y me encontré con una maravilla de amanecer en este lugar de volcanes y pequeños pueblos aislados del mundo. Las imágenes hablan por si solas.

13575999_811893385611058_4817472451058667940_o

13580432_811893478944382_1356688269144048241_o

13584684_811893492277714_1919056108354533373_o

13584981_811893368944393_578359659941752568_o

13584981_811893395611057_2039765043417152184_o

————————————————————————————————————————————————–

FINAL INESPERADO Y TRÁGICO A MITAD DE RECORRIDO

He estado pensando si tenía que escribirlo o no, pero como he ido publicando cada día sobre la aventura, creo que es lo suyo explicar por qué se ha acabado, aunque no me guste escribir de estas cosas…

Es curioso, supuestamente el peligro de esta travesía era recorrer Centroamérica en bicicleta, y tengo que abandonarla por un accidente en otro medio de transporte.

13528833_808034202663643_1845911726424287859_n

Justo me encontraba en la mitad de mi recorrido, estaba haciendo un parón de cinco días antes de empezar el segundo mes de viaje que me iba a llevar por El Salvador, Honduras, Nicaragua finalizando en Costa Rica. Eran las 5.30 de la mañana en un minibus de regreso a la ciudad de Antigua, tras pasar tres días visitando el lago Atitlán, uno de los lugares más bonitos de Guatemala. Yo tenía la mirada puesta en la carretera, curiosamente estaba pensando “qué tranquilo va el conductor, se agradece”. Conmigo iban dos chicas estadounidenses, cinco británicas, una guatemalteca y el chófer. De golpe se escucha como una explosión, la rueda ha reventado, el conductor pierde el control del vehículo, cruzamos dos carriles hasta la mediana de la carretera, chocamos y empezamos a dar vueltas de campana (2, 3, 4… no sé bien cuántas fueron). Todo pasó en 5 segundos interminables… Con angustia y sin saber que ha pasado, el primer pensamiento es salir de ahí lo más rápido posible, yo estaba sentado en la segunda fila y terminé en la cuarta que era atrás del todo, lo intento y no puedo, tengo una chica encima y mi pie esta clavado debajo de algo metálico, tras otros interminables segundos me ayuda a sacar el pie la chica que aún esta dentro y podemos salir por la ventana delantera que era el único lugar posible en ese momento. Todo esta lleno de aceite, gasolina y cristales.

Una vez fuera todos estamos en shock intentando entender que ha pasado, nos preguntamos unos a otros si estamos ok, varias chicas tienen sangre, yo me toco para comprobar si tengo pero parece que no, me dicen que el chófer se ha fugado, y en nada llegan decenas de curiosos, bomberos, policías y 3 ambulancias. En el suelo, a 5 metros del minibus, esta una de las chicas, no se mueve. Un médico que pasaba con su coche hace las primeras curas, no parecen cosas graves, pero hay muchos nervios y confusión. Finalmente me dicen que la chica que esta en el suelo, estadounidense, de 25 años, ha fallecido en el impacto. Ella estaba sentada detrás mio y todavía no comprendemos como en el impacto pudo salir por la pequeña ventana que tenía a su lado y que resulto con ese fatal desenlace. Descansa en paz.

Con mucha rapidez y buena atención nos trasladan a los heridos al hospital de Sololá para atendernos y tomar nuestros datos.

Mi hombro se salió con el impacto y tras ambulancias, hospitales, dos intentos fallidos de recolocar el hombro, tanto los doctores de ahí como la embajada española me urgieron a regresar a España cuanto antes.

Podría pensar que fue mala suerte por lo aparatoso del accidente y porque el viaje en ese momento se terminó para mí, pero en perspectiva salir con vida de algo así es ser afortunado.

Pasaron 70 horas hasta que conseguí llegar a España, horas angustiosas y duras por toda la gestión de la vuelta en esas condiciones, por el dolor en el cuerpo y porque no pude dormir, imposible, tu cabeza va a mil repitiendo el accidente sin parar. Además no puedo permitirme caer, estoy solo y tengo que mantener la mente fría para organizar y decidir todo para la vuelta a casa. Aún no asimilo lo que ha ocurrido y lo que podría haber ocurrido. Tras 17 años viajando y 60 países visitados, es el primer percance grave que sufro y viendo lo que podría haber sido, me siento afortunado de poder escribir esto.

Esta aventura ha acabado, ya me encuentro en Barcelona, haciendo pruebas y viendo cómo solucionar lo del hombro, pero no lo dudéis: ya estoy pensando en la siguiente.

Me gustaría agradecer la inestimable ayuda de Eloisa, Rafael y Marta de la Embajada Española, a Pablo y Ángel de Asistencia al Turista, a la gente del hotel Santa Lucía de Antigua, a los médicos del Hospital Departamental de Sololá, y a todos aquellos que con sus mini ayudas hicieron más fáciles esas 70 eternas horas.

“Nos vemos en el camino”

 


Tags: , , , , ,

3 Comments

Leave a reply